Blog Toprural

Blog de turismo rural y escapadas fin de semana

Bosquescuela, un nuevo concepto de aprendizaje

- 17 de September de 2013 - Publicado en: Ecología

Libros de texto, uniformes, lápices, gomas, horas y más horas de clase, actividades extra escolares… ¿Tú también estás un poco sobrepasado por “la vuelta al cole”? Hoy te queremos contar una iniciativa para pararte a pensar y valorar. Se trata de : learning in nature, una iniciativa de la Fundación Félix Rodríguez de la Fuente e Interprende que esperamos tenga repercusión creciente en los próximos años. Te contamos de qué se trata.

En qué consiste el concepto de bosquescuela

Bosquescuela es, básicamente, una escuela infantil al aire libre, pensada para la formación integral de niños y niñas de 3 a 6 años. Esto significa que todas las actividades se desarrollan en el bosque, campo o playa; y la mayoría del material escolar proviene del medio natural.

¿El objetivo? Que los niños tengan una alternativa a la enseñanza tradicional, que aprendan y potencien sus aptitudes y aprendan a respetar y amar la naturaleza, siempre adaptado al sistema educativo español.

De dónde viene esta idea y por qué

La Fundación Félix Rodríguez de la Fuente es la responsable de su implantación en España, pero es un modelo que viene del centro y norte de Europa. La primera escuela de este tipo fue creada en 1914, en Inglaterra, momento en el cual tan sólo se pudo comprobar que los niños que asistían a una escuela al aire libre desarrollaban más su sistema inmunológico.

En 1950 se creó la primera escuela infantil en un bosque en Dinamarca. Desde 1960 existen en Alemania donde actualmente cuentan con más de mil colegios de este tipo en todo el país.

Las bosquescuelas en España

De momento el proyecto se encuentra en una fase piloto en la Comunidad de Madrid, tramitando la apertura del primer centro, aunque la idea es extenderlo a toda España.

Durante un día normal, los niños realizan una actividad de bienvenida, dan una clase (por ejemplo matemáticas, arte, escritura) y salen de excursión con marchas de 1 kilómetro y medio. Realizan alguna actividad y vuelven a la cabaña para almorzar y echarse la siesta. Por la tarde, reciben otra clase teórica y juegan hasta que sus padres les recogen.

Principios y valores

Se intenta que los niños y niñas estén más preparados para afrontar los desafíos de una sociedad cambiante. Que se respeten, que puedan optimizar recursos, que emprendan y sean más empáticos y trabajen en equipo; y que aprendan todo esto en la edad en la que se interiorizan fácilmente todos estos valores. Pero que no pierdan el contacto con la cultura, por eso se organizan semanalmente excursiones a la ciudad, a museos y blibliotecas entre otros.

Beneficios para los más pequeños

El primero está claro: aprender a conocer el entorno que les rodea en una época en la que estamos saturados de imágenes, noticias, y la vida en las ciudades es tan rápida. Además, estudiar en un bosque es sinónimo de estimulación natural para los más pequeños: hay una variedad de formas, texturas o colores que sólo encontramos en la naturaleza.

Todo está expuesto a los cambios climáticos, al ciclo de la vida, lo cual enseñará a nuestros hijos cuál es el ciclo natural, que no hay uvas en marzo. Los niños podrán investigar, explorar, en definitiva, aprender a ser más autónomos. De hecho, hay un estudio que determina que este tipo de aprendizaje ayuda a la concentración, reducción del estrés, la creatividad y las aptitudes sociales.

Una iniciativa preciosa, muy unida al turismo rural, que esperamos os guste tanto como a nosotros. Para más información, no dejéis de visitar la página web bosquescuela.com.

Tags: , ,

Deja un comentario

Su cuenta de correo no será publicada.

*

  1. Hola que tal interesante nota