Blog Toprural

Blog de turismo rural y escapadas fin de semana

7 baños de interior para huir del calor en verano

- 23 de June de 2015 - Publicado en: Destinos, Turismo rural

No hace falta la playa para disfrutar de un verano fresquito, para retozar en la toalla o tomarse una cerveza en un chiringuito. En España hay muchos baños de interior con aguas cristalinas que compensan la falta de olas o de arena con cascadas espectaculares, trampolines de roca y mucha historia. Ahí van algunas ideas para tus huídas del calor.

Casas rurales cerca de zonas de baño interior

1. Gorga de Boltaña (Boltaña, Huesca)

El Ara nace en Bujaruelo y recorre el valle de Ordesa, salvaje y libre, porque es el único río pirenaico que no ha sido modificado por el ser humano. A su paso por Boltaña, se vuelve sinuoso y su cauce crea una de las pozas más espectaculares de la península. Sus aguas son cristalinas y puras (las exigentes truchas y nutrias viven en ellas) y es perfecta para un baño en verano. Además, luego puedes aprovechar para conocer el Parque Nacional de Ordesa y Monte Perdido para acabar de enamorarte de los Pirineos.

Gorga de Boltaña, foto de Wikipedia

2. Lagunas de Ruidera (Ruidera, Ciudad Real)

Tenemos esta imagen de La Mancha: sus planicies, sus campos quemados por el sol del verano, su monotonía. Quizás porque hay que salir de la autopista para conocerla de verdad. Una de esas maravillas que se esconden en Ciudad Real son las Lagunas de Ruidera. Sus siete lagunas habilitadas para el baño son un espectáculo de patos y garzas, de encinas y sabinas, pero sobre todo de las cascadas que vierten el agua de una laguna a otra.

Lagunas Ruidera, foto de Ramón Portellano en Flickr

3. Embalse romano de Proserpina (Mérida, Mérida)

Aquí el baño es con la historia, porque esta playa de interior está en un embalse que se construyó en el siglo I aunque luego ha sido ampliado y remodelado. El nombre es una curiosidad: su origen está en el siglo XIX, cuando se encontró una lápida con la invocación de una mujer a Proserpina, la diosa de los infiernos, porque le habían robado la colada. En cualquier caso, la playa no tiene nada de antiguo, está equipada con todo lo necesario para disfrutar de un baño a sólo 5 kilómetros de Mérida.

Embalse Proserpina, foto de Gotardo Gonza´lez en Flickr

4. Pozo Pigalo (Luesia, Zaragoza)

Está situado a 7 kilómetros de Luesia y es famoso por sus paredes de piedra, por las que salta el río Arba, lo que permite que los bañistas más atrevidos se lancen desde ellas al agua. Para los más tranquilos, hay unas escaleras esculpidas que permiten el acceso sin sobresaltos. Además, un merendero entre pinares permite pasar un día agradable a la sombra. Remontando el río se llega a la poza de Santa María más pequeña pero menos concurrida.

Pozo Pígalo, foto de Henar Lanchas en Flickr

5. Gorgues de Sant Aniol d’ Aguja (Sales de Llierca, Girona)

No todo son volcanes en la Garrotxa (aunque ya es mucho, y si no has estado tienes que ir). En la parte alta de la comarca, el agua modela la piedra calcárea creando saltos y pozas de aguas cristalinas, entre la que destaca la de Gorg Blau. Para llegar, hay que partir del camping de Sadernes una ruta a pie que permite admirar la belleza del paisaje y que cruza varios puntos emblemáticos como el pont d’en Valentí, la ermita de Sant Aniol o el Salt del Brull (aunque en verano es el mejor momento para visitarlo).

Gorgues de Sant Aniol d’ Aguja, foto de Wikipedia

6. Garganta de Alardos (Madrigal de la Vera, Cáceres)

Los romanos también dejaron su huella en esta zona de baño que se forma en el río Alardos. Además de los fresnos y sauces que adornan la vista, un puente de origen romano (reconstruido en el siglo XVII) preside los chapuzones de los veraneantes que disfrutan de estas pozas en plena comarca de la Vera. Las truchas bucean entre los pies y un chiringuito ofrece reposo y buena comida.

Garganta Alardos, foto de Marianne Perdomo en Flickr

7. Pilones del Valle del Jerte (Jerte, Cáceres)

Sí, hay que recorrer a pie la Garganta de los Infiernos para llegar, pero que no te deje engañar el nombre, el recorrido es muy sencillo y apto para todos los pies. Pero, sobre todo, es que el lugar es todo lo contrario: un paraíso de aguas cristalinas. Trece pozas, conocidas como los Pilones, que parecen talladas a propósito por el agua para el baño. Si vas en un día de primavera podrás disfrutar, además, de los cerezos en flor.

Valle del Jerte, foto de Noé Otero en Flickr

Tú eliges dónde quieres refrescarte. Tenemos 2.800 casas cerca de zonas de baño interior.

Tags: , ,

Deja un comentario

Su cuenta de correo no será publicada.

*


  1. La Casa del Holandés dice:

    La Casa del Holandés os espera en Madrigal de la Vera. A disfrutar del verano!


  2. Casa Lola Beceite dice:

    En Beceite (Teruel) tenemos unas zonas de baño privilegiadas, por ser unos ríos de aguas cristalinas rodeados de naturaleza
    Os dejo el enlace http://casa-lola-beceite.blogspot.com.es/2015/06/te-lo-vas-perder.html
    Feliz verano!!!


  3. Miguel dice:

    Desde casa rural Marcelina os recomendamos un baño en el Alto Tajo o en las lagunas del Tobar. Os dejo el enlace para que podáis verlo
    http://www.beteta.com.es/casa-rural-alto-tajo.html


  4. Marisol MadrigaldelaVera dice:

    Madrigal de la Vera es un pueblo genial, rodeado de naturaleza, con muchas piscinas naturales, terracitas . Yo aquí os propongo http://puertadelavera.com/10-razones-para-venir-a-madrigal-de-la-vera-extremadura-2/


  5. Casa Rural ciruelo rojo dice:

    Me parecen lugares preciosos pero a 20 km de Zamora y a 7 de la casa rural el ciruelo rojo tenemos una playa con merendero preciosa con aguas muy limpias me refiero al pantano de Ricobayo .